Comandante colombiano no puede confirmar ni desvirtuar que ‘Guacho’ esté herido

Bogotá –

“No puedo confirmar ni desvirtuar, lo que sí es claro es que no tenemos el objetivo principal bajo nuestro control”, dijo en declaraciones este martes el comandante de las fuerzas militares colombianas, general Alberto José Mejía,quien se encuentra en Tumaco verificando las operaciones de búsqueda de Walter Arizala Vernaza, alias ‘Guacho’.

“Hasta que tengamos su cuerpo o lo capturemos vivo, podremos mirar al pueblo colombiano a los ojos y decir la verdad y nada más que la verdad (…)  Por ahora no quiero especular, por ahora nuestra misión es focalizarnos en localizar al objetivo que nos hemos trazado”, dijo.

Unos 4.000 miembros de las Fuerzas Armadas colombianas siguen la pista del disidente de las FARC conocido como ‘Guacho’, el más buscado por Colombia y Ecuador, tres días después de que anunciaran haberlo herido en combate.

“Las tropas cumplen una misión extraordinaria, una misión muy difícil en un terreno realmente retador, anegado en un 70% con una selva realmente complicada”, dijo a periodistas el general Alberto Mejía.

Mejía afirmó que no puede “confirmar ni desvirtuar” si Walter Arizala (“Guacho”) está herido tras combates con las fuerzas públicas, como lo informaron el sábado el presidente Iván Duque y el ministro de Defensa, Guillermo Botero.

Botero dijo el sábado que “Guacho” recibió dos disparos de fusil en una zona aledaña al puerto de Tumaco, departamento de Nariño (fronterizo con Ecuador), durante combates con efectivos colombianos.

Precisó que Arizala había sido recogido por escoltas “en el fragor del combate” en esa región, que presenta la mayor cantidad de narcocultivos en el mundo.

Pero este martes Mejía señaló que no quiere “especular” sobre el estado del líder del denominado Frente Oliver Sinisterra, el cual se apartó del acuerdo de paz firmado en 2017 con el anterior gobierno, el cual desarmó y transformó en partido político a la otrora guerrilla comunista FARC.

Disidente a órdenes del narcotráfico

Acusado por el ejército colombiano de operar como brazo armado del cartel mexicano de Sinaloa, el nombre de “Guacho” cobró fuerza a principios de año, cuando sus hombres desataron una inusual ofensiva contra la fuerza pública ecuatoriana en la frontera con Colombia.

Desde enero sus ataques suman una decena de muertos entre militares y civiles, y unos 40 heridos.

Se le responsabiliza de secuestrar y asesinar al grupo de prensa del diario El Comercio de Quito y a una pareja de Ecuador, en marzo y abril.

Sin un mando unificado, los disidentes de las FARC, que se estiman en unos 1.200 combatientes, se dedican principalmente al tráfico de droga y la minería ilegal. (I)

Tomado de El Universo – Ecuador

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Categories