Arreglo de vías rurales, pedido constante del agro en Guayas

Transitar las vías que llevan a zonas rurales de los cantones de la provincia del Guayas es una odisea para sus habitantes y agricultores.

Conductores, a diario, tratan de esquivar los baches o buscar caminos alternos a fin de evitar el daño de sus vehículos y eso –afirman– los demora más.

Este mal estado de algunas de las vías de segundo orden –que conectan a las cabeceras cantonales con las parroquias– y de tercer y cuarto orden –que son los caminos vecinales– constató este Diario al recorrer varios cantones del Guayas.

Esta problemática es parte de los ejes de los 20 candidatos a la Prefectura del Guayas que competirán en las elecciones seccionales del 24 de marzo. Ellos plantean soluciones desde diferentes perspectivas.

Esas propuestas, para Jorge Cayo, agricultor de 55 años, no deben llegar solo en tiempo de elecciones y campaña. Él, que transita todos los días por la vía Naranjal-Santa Rosa de Flandes, cuenta que con la época invernal empeora la movilidad de productos agrícolas, pecuarios, comerciales, entre otros.

“Está demasiado mala, hay puro bache, se dañan los amortiguadores de los vehículos. Queremos que arreglen no solo para agricultores, aquí también hay camaroneras y necesitamos una buena vía”, dice.

Pero la necesidad de utilizar la vía de 5 kilómetros, rodeada de plantaciones de banano y que conecta con recintos como Salvador y Puerto Baquerizo, no es solo de carácter productivo sino general.

Así lo asegura Jorge Cabrera, de 40 años, quien lleva a sus hijos en una motocicleta a la escuela: “Nos afecta a todos, al menos aquí es difícil andar, es un polvadero. Una vez creo que la asfaltaron, pero ahí quedó. El polvo nos afecta, tengo a mi hijo con gripe”.

Carlos Ortega, expresidente de la Junta Parroquial de Santa Rosa de Flandes, asegura que una zona rica en cacao, maíz, plátano y demás productos no debe ser olvidada. “Por aquí salen los productos hacia al Puerto Marítimo de Guayaquil o a Puerto Bolívar en la provincia de El Oro, comercialmente es importante”, señala.

La propia Prefectura del Guayas evalúa el estado de la red vial, que incluye caminos de primero, segundo, tercero y cuarto orden. Indica que es 43,26% regular, 37,40% malo y 19,33% bueno.

En la mayoría de vías se aplican lastrado y asfalto en un total de 5.714,77 kilómetros.

En las de primer orden (vías principales), el 29,72% se ejecutan con el Ministerio de Transporte y Obras Públicas (MTOP) y el 70,28% restante son concesionadas con Conorte y Concegua, según el GAD Provincial del Guayas.

El estado de ambas concesiones, de acuerdo al Ministerio de Transporte, es bueno.

En el recorrido se observaron obras de ampliación de vías por parte de la Prefectura del Guayas, unas con presencia de trabajadores y otras sin ellos.

Ampliaciones de dos a cuatro carriles en la vía Guayaquil-El Empalme, tramo Daule-Santa Lucía; en el tramo La Aurora-La T de Salitre; y, en la vía Puerto Inca-Naranjal en varios kilómetros como del 37 al 39, 57 al 62, entre otros.

Un trabajador de una de las obras, que prefirió no dar su nombre, afirma que la ampliación en la que labora culminaría en cinco a seis meses debido a las lluvias, lo cual significaría que dichas obras pasarían a la próxima administración.

A la comerciante Margarita Márquez, quien vive en Primavera 1, en el recinto Petrillo (en la vía a Daule), no le preocupa qué administración realice el trabajo.

“No importa quién sea, la cuestión es que se haga. Aquí se forman huecos por este caminito donde pasan buses y hasta camionetas con los sacos de arroz. Necesitamos que asfalten”, enfatiza.

Nicolás Loor, expresidente de la Junta Cívica, dice que comparte a diario el malestar de agricultores que utilizan la vía Balzar – San Pableño – Chicompe: “Se genera falta de productividad, se encarecen los costos de producción, entonces el agricultor no invierte en sus tierras. Balzar es bastante agrícola y ganadero”.

Esta vía, según la Prefectura del Guayas, se encuentra en rehabilitación por las recientes lluvias y presenta un avance del 33%. (I)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Categories