Dura respuesta del papa a petición de mediación de Nicolás Maduro

Ciudad del Vaticano –

El papa Francisco le escribió a Nicolás Maduro que las condiciones no están dadas para una mediación del Vaticano en la crisis política del país sudamericano, informó el diario italiano Corriere della Sera.

El diario citó una carta que dijo que Francisco le escribió a Maduro el 7 de febrero, días después de que el presidente dijo que había pedido al papa que lo ayudara a iniciar conversaciones con la oposición.

En la carta dice que el papa se siente frustrado por la insuficiente respuesta del Gobierno venezolano a la disposición de la Iglesia de facilitar un diálogo con fines de lograr una reconciliación en Venezuela. Según el texto, los intentos recientes de reconciliación se han visto frustrados por la falta de medidas concretas de seguimiento.

Según el diario, que tuvo acceso a toda la carta, Francisco subrayó que hoy más que nunca es necesario que se cumplan todas las condiciones “para un diálogo fructífero y eficaz”. Entre ellas figuran las manifestadas por la Asamblea Nacional.

El editorialista recuerda que el gran temor del papa es que la crisis degenere en un “derramamiento de sangre” y no excluye que “tienda la mano”, pero advirtiendo que no “se va a dejar usar” por el régimen.

En un artículo publicado en el portal Religión Digital, el teólogo Rafael Luciani precisa que la postura del Vaticano es enfocarse en la cura pastoral y la atención humanitaria de los países en crisis. “Jamás ha calificado a un presidente de ‘dictador’. No puede hacerlo”, refiere Luciani, y agrega que el oficialismo venezolano ha buscado, por diferentes vías, debilitar la credibilidad de la Iglesia y que en este juego han caído grupos de la oposición.

Ante una supuesta división entre el papa y los obispos de Venezuela, Luciani recuerda que el 8 de junio de 2017, Francisco dijo personalmente a los miembros de la presidencia de la Conferencia Episcopal (CEV): “En la voz de los obispos venezolanos también resuena la mía”. La CEV en varias ocasiones expuso duras críticas al régimen de Maduro.

El teólogo refiere que hoy el papa mantiene las mismas cuatro condiciones que las dio en diciembre del 2016 para acompañar una verdadera negociación con el Gobierno: elecciones, restitución de la Asamblea Nacional, apertura del canal humanitario y liberación de los presos políticos.

Luciani dice que muchos olvidan que el papa ya se había reunido con Susana Malcorra, canciller argentina del recién electo gobierno de Mauricio Macri, para conseguir el pronunciamiento en bloque de Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, Perú, Paraguay y Uruguay sobre Venezuela. Una reunión que llevó a otras más, como parte del ejercicio silente de la diplomacia vaticana y que inspiró lo que luego se crearía bajo el nombre de Grupo de Lima. (I)

Tomado de El Universo – Ecuador

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Categories