Guayaquil está a cinco horas de México

3,85 millones de pasajeros movió el aeropuerto de Guayaquil el año anterior, lo que supone una recuperación.

Sus vacaciones en este mes las había planeado pasar en Los Ángeles, Estados Unidos. Como Guayaquil no tiene vuelos directos a ese destino había explorado varias alternativas de conexión.

En medio de esa búsqueda, Darwin Vaca, de 34 años, se enteró de que Aeroméxico llegaría a Guayaquil para tener un vuelo directo a la capital mexicana. Y vio que, a través de esta, podía tener una conexión para llegar a Los Ángeles, en la costa oeste estadounidense.

Consiguió un pasaje en 650 dólares para ir a México, que no exige visa a los ecuatorianos, para luego tomar la conexión a su destino final.

“Va directo a México y de allí solo tengo que esperar poco para salir a Los Ángeles”, dijo Vaca, quien ayer fue uno de los pasajeros que partieron en el vuelo inaugural de Aeroméxico a la capital azteca.

El vuelo partió del aeropuerto de Guayaquil cerca de las 09:00 con unos 150 pasajeros en el mismo Boeing 737-800, que a las 05:45 había llegado con otros 60 viajeros desde Ciudad de México.

Tradicional recepción

Los bomberos aeronáuticos recibieron y despidieron la nave con arcos de agua, la tradicional ceremonia con la que se da la bienvenida a una nueva ruta. Una ruta que ahora conecta directamente a Guayaquil con la capital mexicana, en solo cuatro horas y 45 minutos de viaje.

El vuelo AM754 despegará de Ciudad de México a la 01:00 y aterrizará en Guayaquil a las 05:45. Y saldrá a las 08:40 y llegará a México a las 13:35.

En el vuelo de ayer vinieron mexicanos que se mostraron interesados en conocer la ciudad o por motivos laborales.

Esta ruta directa comenzó con una tarifa clásica con un valor de 756 dólares partiendo de Guayaquil a México. Este valor permite llevar un equipaje documentado (a la bodega) y una maleta de mano de hasta 10 kilogramos.

Entre los pasajeros ecuatorianos que embarcaron para ir a México había ciudadanos que llegaron desde la Sierra. “Es la primera vez que viajo”, aseguró un joven, de manera escueta, entre los usuarios que abordaron ese vuelo de la compañía.

A Aeroméxico, que tiene un logo en la cola de los aviones de un Caballero Águila, se le asignó un área de counters que está cerca de la puerta de embarque internacional. Allí, un grupo de empleados atendió a los primeros usuarios.

La llegada de esta aerolínea, que se suma a las venezolanas Conviansa y Laser, que comenzaron a operar en los últimos meses, surge en momentos que el aeropuerto registra un repunte de pasajeros. (I)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Categories