‘Inacción’ y ‘agenda incierta’, en el primer mes de la Asamblea Nacional

Quito –

La evaluación que realizan los asambleístas del primer mes del nuevo periodo legislativo presidido por César Litardo (AP) la definen en dos palabras: caos e incumplimiento.

El arranque del actual periodo legislativo, iniciado el 14 de mayo pasado, es producto de una mayoría legislativa integrada por AP-Aliados, CREO, ID, Pachakutik, PSP, FE e independientes que armaron dos grupos denominados: Bancada de Integración Nacional (BIN) y Bloque de Acción Democrática Independientes (BADI).

Cuatro semanas han transcurrido y esa mayoría no logra consolidarse para concluir con la elección de secretario y prosecretario de la Asamblea, y designar al presidente y vicepresidente de tres comisiones legislativas: Derechos de los Trabajadores, Educación y Gobiernos Autónomos Descentralizados.

La disputa entre la nueva mayoría con el PSC, SUMA y RC por captar las presidencias de esas tres comisiones tienen detenido el trabajo en esos tres espacios y paralizada la definición de una agenda de prioridades legislativas de aquellos proyectos que están listos para primer y segundo debate.

“Para mí este mes se refleja en una sola palabra: caos”, sentencia Henry Cucalón (PSC), quien afirma que hay inacción legislativa, que no tiene presentación ni lógica que se haya dilatado tanto tiempo el tema de las comisiones.

“Si con estas bagatelas están que se disparan el pie, no me quiero imaginar cuando vengan los temas de fondo como el Código Penal, de la Democracia, Ley Orgánica de la Función Legislativa, la reforma laboral y reformas electoral”, anota.

Es urgente, para Ana Belén Marín (AP), poner en práctica el acuerdo y dar claridad hacia dónde debe ir el país, para ello se debe construir una agenda legislativa, priorizar temas y consolidar la gobernabilidad.

Marcela Aguiñaga (antes AP) señala que la nueva mayoría está pegada con plastilina, que solo sirve para el reparto; y asegura que el presidente Litardo, cometió varios errores de procedimiento, llevar al CAL a desconocer lo que aprueban las comisiones, y hasta tratar de poner en vigencia dos leyes económicas derogadas con un Fe de Erratas. “No sabemos cuál es la agenda, hay mucho descocierto, es decir, hay caos”.

Homero Castanier (CREO) considera que fue un mes muy problemático y caracterizado por falta de cumplimiento de los acuerdos, y fruto de ello, es que no se haya aún terminado de nombrar autoridades en tres comisiones. Eso lleva a que la imagen de la Asamblea y de los nuevos directivos empiece desgastada, “nunca es tarde para darle un golpe de timón”. (I)

Tomado de El Universo – Ecuador

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Categories