Un buen cuidado de la salud mental ayuda a combatir el estrés

Cuidar la salud mental, tener una buena calidad de vida, desarrollar una capacidad para controlar las situaciones que se presenten día a día y buscar espacios que le generen bienestar. Es así como se puede enfrentar el estrés que, según médicos consultados, es una respuesta natural del organismo ante una situación que te pone en alerta preparándote para responder.

No hay distinción. Afecta a hombres, mujeres, niños y adultos mayores. No depende de la condición social, como antes se pensaba que la padecían solo los de nivel económico alto, ni tampoco hay una receta específica.

Paola Escobar, psiquiatra del área de Vida del hospital psiquiátrico del Instituto de Neurociencias de la Junta de Beneficencia de Guayaquil, explica las diferencias entre el estrés bueno y el estrés malo.

Expresa que una entrevista de trabajo, un proyecto por hacer o proponerle matrimonio a tu pareja provoca en la persona un estado como de alerta que te genera estrés, pero eso es lo normal ante situaciones positivas.

“El estrés no es solo tener una cara de angustia, sino que detrás de eso hay un proceso bioquímico neurobiológico que sucede dentro del organismo que es lo que provoca esas respuestas físicas como sudoración, taquicardia,  presión alta o angustia”,  Paola Escobar, psiquiatra del Instituto de Neurociencias.

Escobar dice que lo negativo está cuando una situación se prolonga, el organismo puede gastarse al punto de no obtener una respuesta normal ante los eventos que día a día se le presentan y es ahí cuando  la persona comienza a responder de manera no esperada y se enferma. “Estás constantemente pensando que te va a suceder algo negativo, que te va a pasar algo malo, que tienes un montón de deudas, una situación económica difícil o que te botan del trabajo…”.

La psiquiatra dice que el estar en constante estrés, ansiedad y angustia puede en un momento dado crear una disfuncionalidad en el individuo, crear frustración y  llevarlo a una depresión grave, tanto que puede sentir síntomas o pensamientos suicidas. “Y si a esto le sumamos situaciones externas, familiares, ambientales, económicas. El cuerpo no lo tolera y lógicamente crea un desequilibrio”, comenta.

Magali Merchán, psicóloga clínica del departamento de Bienestar Estudiantil de la Universidad Casa Grande, manifiesta que hay muchas enfermedades que se pueden relacionar al estrés como la migraña o la gastritis. Actualmente se habla de la diabetes por estrés, dice. “Estoy estresado, lo único que me calma es comer un chocolate, comer papas fritas o alguna cosa mientras estoy haciendo algo”, añade.

Agrega que ante un alto nivel de estrés el organismo se debilita, bajan las defensas,  y pueden aparecen enfermedades oportunistas como, por ejemplo, un brote de herpes o gripe.”El cuerpo habla desde cualquier parte, sobre todo si se lo relaciona con el tipo de situación que  está causando este malestar por no poder cumplirlo o por no poder cumplir lo que la otra persona esperaba de usted”, dice.

Síntomas

  • Dolores musculares frecuentes, en especial espalda y cuello 
  • Dolor de cabeza
  • Sensación de angustia
  • Calambres intestinales
  • Sensación de angustia
  • Falta de concentración

Capacidad de controlar las situaciones 

Para la psiquiatra Escobar hay que aprender a cuidar la salud mental y una manera de hacerlo es teniendo una buena calidad de vida. “Tengo un trabajo intenso, me demanda mucha atención, tengo responsabilidades, pero también debo tener mis espacios de reposo, de distracción, una calidad de vida lo mejor posible y una alimentación dentro de lo que es bueno”, recomienda.

La psicóloga Merchán dice que las personas deben desarrollar una capacidad de control de las situaciones, no es fácil pero también hay que reconocer lo que verdaderamente cada persona puede hacer. “Nos creemos todopoderosos y eso es un problema porque queremos hacer todo en un día”.

 En el ámbito laboral dice que las claves están en la organización,  una buena comunicación y  planificación. Las pausas activas que se están aplicando en las empresa son una buena vía para controlar el estrés.

 Lamentablemente a medida que vamos teniendo otros medios, como celulares, computadoras y más tecnología, vamos como alejándonos de esta posibilidad de comunicarnos  en persona, en disfrutar de un momento distinto, en hacer una ruptura de la cotidianidad que me va a dar una especie de respiro”
Magali Merchán, psicóloga de Bienestar Estudiantil de la Universidad Casa Grande. 

Merchán habla de la salud preventiva,  procurar realizarse chequeos anuales o semestrales, según la recomendación del médico. Ir a un gimnasio o  establecer una rutina como el realizar caminatas o un cambio de actividad en relación a lo que le está generando estrés.

Acudir a un psicólogo está bien porque este especialista no solo es para las personas que tengan afecciones en su salud mental, sino para quienes necesiten un espacio donde hablar. “Alguien a quien le puedas decir esa decisión en el trabajo me está alterando mi vida. mi relación, algo, me está alterando a mi”, añade.

Desarollar resiliencia

La psicóliga Merchán menciona otra recomendación con el desarrollar la resiliencia y se puede empezar desde pequeños. “Esa es una fortaleza que nosotros mismos debemos desarrollarla y para eso es buscar redes apoyo, buscar  información, fortalecerse uno mismo”, comenta. 

 Otra manera de enfrentar el estrés es tratar de identificar cuáles son esos espacios o zonas de bienestar o esas salidas desestresantes que para unos puede ser como el hablar con una amiga, conversar con alguien por teléfono, darse la vuelta alrededor de la manzana o salir a ver vitrinas, añade. (I)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Categories