Procesados en caso Sobornos 2012-2016 buscan revertir sus penas refutando sentencia

Quito –

Con varios pedidos de nulidad pendientes por resolver, el Tribunal de Apelación del caso Sobornos 2012-2016 de la Corte Nacional de Justicia (CNJ) reinstaló ayer la audiencia para analizar los 21 recursos de apelación a la sentencia emitida por el delito de cohecho agravado.

El pasado 24 de junio los jueces David Jacho, Dilza Muñoz y Wilman Terán suspendieron la diligencia con el fin de que se ponga a disposición de los sujetos procesales la sentencia de primera instancia para que estos preparen “adecuadamente” sus defensas.

Para Marcelo Dueñas, defensa del exasambleísta Christian Viteri, esa decisión demuestra que el Tribunal de Juicio lo que entregó en este caso fue una “sentencia parcial”, generando la nulidad de todo lo actuado a partir de la notificación de la sentencia el 27 de abril pasado. El Tribunal de Apelación refirió que en el “momento oportuno” resolverá los pedidos de nulidad planteados.

En poco más de siete horas de audiencia, un total de ocho abogados de sentenciados a ocho años de cárcel por el delito de cohecho intervinieron.

Inició la jornada la abogada Vanessa Zabala, quien -mediante videollamada y en representación del exministro Vinicio Alvarado- explicó que la instrucción fiscal duró más del tiempo determinado en la ley y que se impuso una pena que violenta el principio de congruencia con insuficiencia de prueba.

Le siguió Calixto Vallejo, abogado de la asambleísta Viviana Bonilla; y Paúl Ocaña, abogado del empresario Teodoro Calle, que insistió en que su defendido fue sentenciado con la prueba de otro procesado. Pablo Encalada, en representación del empresario procesado Rafael Córdova, también dio a conocer los fundamentos de su apelación.

En quinto lugar intervino Alfonso Zambrano Pasquel, abogado del expresidente Rafael Correa, quien recibió una sentencia de ocho años de cárcel como autor mediato.

Según él, Correa fue injustamente condenado por un delito inexistente. Él planteó al Tribunal la nulidad de la sentencia por violación del derecho de defensa y solicitó a los jueces que revoquen la sentencia condenatoria porque no solo no existe el delito de cohecho, sino que no existe un nexo causal entre la conducta de su cliente y el eventual delito que se ha investigado.

“Hay situaciones insalvables, hay violación del principio de congruencia porque la Fiscalía pretendió una teoría del caso por autoría mediata a través de aparato organizado de poder que sin duda no cabía en este caso”, explicó Zambrano Pasquel.

Hasta las 16: 00 también participaron las defensas del empresario Mateo Choi y de la exministra de Transporte María de los Ángeles Duarte. Al cierre de esta edición continuaban los sujetos procesales haciendo saber a los jueces del Tribunal sus argumentos de apelación. (I)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Categories